entrevista a sanchez acero

De buena mañana quedamos con Pablo Sánchez Acero, en el Café del Patio para charlar de su segunda entrega en solitario bajo su propio nombre titulada Follow The Light. Un álbum lleno de atmósferas y con el que nos sorprendió gratamente. Sánchez Acero no es novato en el mundo de la música, formó parte de la banda Básico Permanente en la batería, experimentó con nuevos sonidos en el proyecto Sounds Of Odyssey y en 2014 decidió lanzarse a publicar canciones bajo su propio nombre y guitarra en mano con su primer álbum Stones. Ahora llega Follow The Light, su segunda entrega con la que nos ha conquistado definitivamente. Recién presentado el álbum y lanzando su segundo single, Pablo admite que está “muy contento porque ha sido un proyecto totalmente personal. Las canciones las he grabado con mucho ordenador, mucho teclado y en base a los medios con los que he contado el producto que he sacado, me hace muy feliz”. A nosotros, también.

Entrevista: Carlos Fernández
Fotos: Sara Garle

 
heaed_sanchezacero

Ese debería ser uno de los propósitos principales de estas cosas, estar contento con lo que se hace. 

Claro, si no te lo crees tú, ¿cómo convences a alguien para que se lo crea?

 

Sánchez_7¿Por qué Follow The Light?

El primer disco se llamaba Stones porque la primera canción que hice se llamaba así, y en este no hay ninguna con ese nombre pero me gustaba Follow The Light, que no recuerdo el momento en que me surge, pero me gustaba el significado. En un mundo con muchas sombras, céntrate en la luz, es lo que tienes que hacer, aportar tu granito para que sea un mundo mejor e inspirarte en la gente que lo ha hecho bien antes que tú, seguir el buen camino.

 

¿Eres chico de naturaleza?

Sí, aunque soy muy urbanita también, soy un chico de Chamberí pero intento mucho escaparme al campo.

 

Lo pregunto porque tu disco me ha llevado mucho a eso, a una evasión natural fuera del ruido en una sensación de desconexión.

Me alegro de que te lleve porque es lo que pretendo. Creo que soy bastante así con la música que escucho, intento evadirme del ruido que hay, cada vez estoy más cansado de la vida en la ciudad porque nos hace más fríos pese a haber mucha más gente. Cada vez apuesto más por volver a las raíces, venimos de la naturaleza, siempre ha estado ahí y no la tratamos bien, estamos olvidando de donde venimos realmente. La ciudad te hace muy frío y me gusta evadirme e irme mentalmente a paisajes que me invento. Yo diría que soy como un paisajista musical [risas].

 

SánchezTambién me ha parecido que la producción tiene la voz más baja de lo que es la producción habitual.

Me lo ha dicho bastante gente y es verdad, lo que pasa que creo que la tendencia más comercial es la de darle protagonismo a la voz y en la más alternativa lo que importa es más el conjunto. Quizás al mezclarme yo a mí mismo no soy objetivo con mi voz y le veo un punto de mejora además de que me gusta experimentar como hace Bon Iver usando efectos en voces… Tengo mi vena más folk y más experimental.

 

Que no quiere decir que una cosa esté mejor que la otra, quizá llame más la atención por el hecho de que no es a lo que estamos acostumbrados. 

Puede ser… Soy un tío con mucha afición a la música instrumental, de hecho en el disco hay un par de piezas, WakeTransmissions. Siempre me he guiado más por la melodía que por la letra cuando he escuchado música, y siempre ha sido con letras en ingles y por eso a lo mejor canto en inglés. A mí me encanta la música instrumental, las atmósferas. Es un disco atmosférico, menos que Stones pero lo es.

 

¿Hay muchas diferencias del sonido de Follow The Light y tu primer álbum Stones?

El nuevo, a pesar de que sigue teniendo el concepto atmosférico ambiental folk, es a veces un poco más pop, quizá sea un poco más comercial. No porque lo haya pensado así, sino porque lo que he escuchado los últimos meses me ha llevado por ahí, tiene canciones más alegres, más melódicas. El primer disco fue un experimento, coger una guitarra que no había cogido nunca y a ver qué salía. El primer disco tiene mucha mezcla de ambientes y este tiene más un concepto unificado con influencias diferentes como Charlie Simpson, Bon Iver y Sigur Ros que siempre están ahí, Of Monsters And Men…

 

Sánchez_1¿Cómo ha ido la presentación en directo?

Muy bien. Aunque tenía miedo porque nunca había tocado con una banda tan grande un proyecto tan personal, que aunque he estado en la batería en una banda siete años, no es igual que estar en primer plano cantando, tocando la guitarra… Tenía miedo de no transmitir bien la esencia del disco en directo, busqué una banda muy buena de conocidos y desconocidos que se involucraron mucho en el proyecto. Transmitimos la esencia del disco con las variaciones del directo pero muy bien.

 

Publicas nuevo sencillo, Share Everything You Love, después de presentar el álbum con Running.

Sí, quise sacar esta canción y además es que quedaron canciones que no quise incluir en el disco y que quería darles salida de alguna manera porque me gustó cómo quedaron. Por eso con el single salen las dos canciones nuevas y un acústico.

 

 

Islandia. Un viaje que según parece ha sido necesario y que te ha marcado mucho para la composición de este trabajo.

Fue impresionante. Tenía la necesidad de salir, no había hecho nunca un viaje así, había acabado los estudios, terminado las prácticas en empresa y vi que era el momento de viajar un poco “into the wild” digamos [risas]. Me fui para allí solo, que era algo que nunca había hecho y empecé de voluntario en una granja, en la que me daban alojamiento y comida a cambio de ayudarles allí, fue una experiencia positiva, duré un mes porque la verdad que es duro y en Islandia en invierno más aún. Luego me fui a Reikiavik donde estuve mes y medio. El disco es un poco un homenaje al viaje, aunque muchas de las canciones las hice a posteriori, la semilla se plantó allí. Hay canciones que hablo de allí, referencias… Por ejemplo Transmissions es un homenaje paisajístico que al principio se iba a llamar “Northern Lights” pero me pareció demasiado típico.

 
end_sanchezacero2