luis ramiro – magia

luisramiro-magiaMagia es un viaje hacia ese destino tan especial

Un viaje, ese viaje que has estado meses preparando con tanto cariño y esmero para que el día de la partida todo salga como quieres, rodado. Desde esa premisa, Luis Ramiro nos presenta su nuevo disco, ‘Magia’, fiel a su estilo original pero con una frescura renovada.

Arrancamos con Magia, la banda sonora de mi viaje, a las seis de la mañana en una carretera que parece no tener fin, el horizonte vestido de los colores cálidos del amanecer puede ser nuestro si nos lo propusiéramos. El ayer ya queda muy atrás.

Miro a la derecha mientras la luz del sol me deslumbra, suena Contigo, la veo a ella, me sonríe, pero tengo que volver mis ojos a la carretera aunque mi corazón ya empieza a cantar, y sale por mi boca la letra de Perfecta instintivamente.

A lo lejos veo un bonito rincón, parece un castillo en ruinas en medio de una ladera, Mi último Paisaje, el sol está en su cenit. Llevo la cámara de fotos en el maletero, como siempre, así que no puedo resistir las ganas de desviarme para sacar un par de fotos. Esas que después vas a imaginar con una bonita historia. Tiro la última con su cabello al viento como modelo.

La radio empieza a hacer interferencias, cambio de emisora esperando escuchar el último éxito de algún cantante de moda, en cambio escucho mi canción favorita, El Universo. Subo el volumen y cantamos a gritos: “Tendremos que vivir en el intento, tendremos que inventar para vivir”.

El viaje será largo, sé que lo que espera al llegar, el directo, será más especial aún, pero lo estoy disfrutando, mucho. Se hace de noche, una noche cálida con estrellas, decidimos dormir en el coche… Despierto con los primeros acordes de Ser el que era y ella con la cabeza sobre mi pecho. Espiándola tomando El Café me veo reflejada en su mirada años atrás.

Iniciamos la marcha, moviéndonos al compás de Ramiro, ella se atreve con unas palmas. De pronto, saca un libro de poemas del bolso y me recita unos versos de Desayuno con diamantes.

No quiero atarte,
tú eres del aire,
las nubes no se pueden retener.

Casi hemos llegado a nuestro destino, yo fantaseo en mi mente con los sitios que visitaremos, las horas que robaremos al día, los paseos, las miradas… cuando, de repente, Duele me devuelve a la realidad.

Cuando me quiero dar cuenta ya estamos allí donde queríamos estar, pero el camino ha sido tan bonito que lo quisiera rebobinar. Los minutos no retroceden, así que disfrutamos del momento que aún queda mucho viaje por delante para recitar Poemas en el Tejado.

Sara García Lechón

luisramiro-critica

luis ramiro – magia
Tagged on:     

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies